Costumbres, tradición, gastronomía, trabajos rurales, vida vaqueira, saber popular
por Xulio Concepción Suárez

Proyecto etnográfico
en Lena.

Estudio y recopilación (3)
Noelia González Rodríguez

1. el bordaor
el bastidor
el bastior

el bordaor. Artilugio en madera de tamaño pequeño, que se abría por un lado y se introducía la tela que se iba a bordar. En él se solían bordar los ajuares: sábanas, toallas… que a pesar de su pequeño tamaño cumplía la perfecta labor de bordar las letras clásicas, flores etc. En él se podían realizar casi todo tipo de bordados.

2. l'arca

l'arca. Mueble en madera de castaño, tamaño pequeño y forma rectangular. Destacan su cerradura y sus bisagras, formadas por unos clavos engarzados, que aportan vejez al arca. L'arca se utilizaba para guardar los alimentos, ropas, documentos... Estos últimos, era muy importante preservarlos de los roedores; por lo tanto las arcas pequeños eran muy adecuadas, y sobre todo si estaban recubiertas con las ropas de las camas.

3. la plancha:

la plancha. Podemos observar una plancha que se usaba de la siguiente manera: se abría con la palanca que se ve en el medio de la fotografía, se le echaban unas brasas en su interior, se cerraba, y de ese modo mantenía el calor necesario para el planchado. La plancha tenía un tubo, a modo de chimenea para respirar, y así poder conservar el calor y quemar los tizones de su interior. Ésta es la que se conoce como plancha de carbón o de chimenea. Existen diversos tamaños y su peso es considerable.

4. la fresquera

la fresquera: Se trata de una especie de compartimento a modo de la actual nevera, para la conservación de ciertos productos, que solían ser los típicos de Asturias: cuajada (cuayá), queso, chorizo... Su interior está dividido en dos pisos para optimizar su uso. Está recubierta por una red (o malla), y para una mejor ventilación se situaba en la parte más húmeda de la casa.

Con esto se pretendía que el aire pasara a través de los orificios manteniendo la comida lo más fresca posible, alejada de moscas y mosquitos en el verano.

5. la palancana
y la xarra

la palancana y la xarra. En cualquier casa se podía encontrar uno con la típica palangana y la jarra, en el palanganero para poder lavarse. El palancaniru que se constituía de varias partes: la palangana o plato donde se vertía el agua de la jarra, sostenida por un aro en la parte superior; en la parte inferior se encontraba un cubo con una tapa, y una bacinilla.

La mayoría de los palanganeros tenían otro pequeño soporte lateral en el aro superior para situar la toalla. Este conjunto era lo básico para que las personas lograran cubrir sus necesidades higiénicas, puesto que las casas más humildes no poseían un cuarto de baño con agua corriente.

6. la escudietsa

la escudietsa. Se trata de una especie de cuenco (escudiecha, escudiella, escudilla) de barro cocido, y de pequeño tamaño, aunque existen diferentes escudietsas según los usos. La parte interna del cuenco, se encuentra decorada con una especie de dibujos circulares y monocromales, puesto que destaca un solo tono: el verde en este caso. La parte inferior no está decorada, sino que se observa su principal material constitutivo.

En las escudietsas se solían comer productos típicos como las “farinas”, “fabes”, algunos postres, e incluso dejaban en ellas reposar las masas de los panes que iban a elaborar.

Más utensilios de la casa

Volver al proyecto