Costumbres, tradición, gastronomía, trabajos rurales, vida vaqueira, saber popular

.


(PDF completo de la Revista)

Acto de presentación de los
Cuadernos del RIDEA
(CRIDEA)
La voz inmemorial de los pueblos.
El paisaje asturiano en el tiempo

(II)

Real Instituto de Estudios Asturianos
Nº 1. Año I. Oviedo.

Curso 2017-2018
Lugar : Salón de Actos del RIDEA
Plaza Porlier.
Día: 18 de enero, 2018
Hora: 19:30
Preside el acto el Vicedirector del RIDEA,
Andrés Martínez Vega

Palabras de Cristian Longo Viejo

"Buenas tardes. En primer lugar, agradecer a Xulio Concepción  y a los demás miembros del consejo editorial, que me hayan permitido colaborar en el primer número de la revista Cuadernos del RIDEA. La voz inmemorial de los pueblos. El paisaje asturiano en el tiempo.

Y es que resulta todo un honor contribuir a la conservación de la lengua, la cultura y, en definitiva, la cosmovisión que supone cualquier lengua, en este caso, nuestra familiar lengua asturiana. Como decía Xulio Concepción en la apertura del actual curso del RIDEA “llegamos tarde a descubrir muchas joyas asturianas”, pero gracias a la labor de las personas que están sentadas a mi lado, algunas de esas joyas quizás desaparezcan de la memoria oral de los pueblos, cuando se vayan sus mayores, últimos guardianes de esa inmensa riqueza cultural y lingüística oral trasmitida de padres a hijos, pero quedarán recogidas por escrito

No quiero yo ser agorero y prefiero ser optimista, pero la realidad demuestra que la pérdida de la lengua y la cultura asturiana avanza a pasos agigantados y no sé si todavía estaremos a punto de salvarlas. Tal como recojo en dos de mis ruhumorologías

Sonidos familiares,
lengua asturiana,
perdidos en piornales

Nuestra lengua agoniza,
y su cultura,
solo se oyen cenizas

Introducción
Hace ya seis años que presenté mi tesis doctoral Etnotoponimia  de las tierras situadas entre las rías d’ Aviles y d’Aboño, mi principal y modesta aportación a la conservación de la toponimia marinera de los Concejos de Carreño y Gozón. Por eso, volver a contribuir a la conservación de esa cosmovisión me produce una sensación de placer y de realización personal, al poder devolver un poco de lo que todos los mayores me enseñaron de nuestro entorno.

Metodología

Por lo que respecta a mi artículo, este se centra en la talasonimia, en concreto en la  ictiotoponimia, es decir todas aquellas puestas de pesca que fueron nombradas con el pez que abundaba, mucho más que ahora, amenazado por la sobrexplotación, y se podía pescar en las mismas. Esta información se complementa con las recetas típicas que tanto en Carreño y Gozón tenían como ingrediente fundamental el pez en cuestión, una perspectiva etnográfica de la cocina tradicional marinera.

Toda la información aquí recogida procede de informantes –pescadores, amas de casa y cocineras profesionales- mayores de 60 años y que han residido siempre en estos concejos con el objetivo de evitar la contaminación con denominaciones castellanas.

Objetivos

Este artículo nació con tres objetivos, a parte del ya mencionado de la conservación de la toponimia marinera. El primero, ya que soy profesor de secundaria en el IES de Candás, es didáctico para alumnos de la ESO, Bachillerato y Universidad.

Ahora que vuelven a estar de moda los trabajos por proyectos, la toponimia se presta muy bien a esta metodología didáctica, puesto que son muchas las asignaturas que podían colaborar en este trabajo. Desde las materias de lengua castellana y asturiana y sus literaturas, aprendiendo a describir con exactitud y corrección los diferentes parajes, conocer los nombres y las etimologías de los diferentes peces, ya que hoy se comprueba el empobrecimiento de la riqueza léxica marinera, al ver como muchos niños solo saben emplear la palabra pez para las diferentes especies; el uso de prefijos y sufijos para la formación de nuevas palabras, etc.

La Biología permite conocer la morfología de estas especies marinas. Geografía, que permite adquirir conocimientos de las características de los diferentes terrenos marítimos y poder alcanzar el lugar exacto donde se halla esa puesta. Educación Física, puesto que existe una senda costera que atraviesa los dos concejos, lo que permite al alumnado recorrer a pie o en bicicleta tramos del mismo, realizando, así, deporte en un entorno privilegiado.

También se pueden practicar las competencias básicas establecidas en los diferentes currículos de enseñanza, como la de Aprender a Aprender, ya que ellos mismos pueden investigar, guiados por el profesor los topónimos del entorno en el que viven. La Competencia Digital, presentando los resultados de sus investigaciones en formato digital, mediante presentaciones con alguno de los innumerables programas informáticos que existen. La Competencia Lingüística, ya que les ayuda a mejorar su forma de expresarse de manera oral y escrita, con el manejo correcto de sufijos y prefijos, el aumento de su vocabulario y su habilidad para describir el terreno.

La Competencia Social y Cívica, puesto que serán conscientes de la necesidad de desarrollar una conciencia ecológica que permita la conservación de las especies animales y vegetales de la zona, la necesidad de un consumo racional de los recursos para evitar su desaparición y, así puedan ser aprovechados por generaciones futuras y, finalmente, que rechacen comportamientos incivilizados, como arrojar basura al mar o llenar de desperdicios los parajes.

En segundo lugar, está destinado a pescadores, tanto de tierra –pescadores de caña- como de pequeñas y medianas embarcaciones, puesto que al romperse la cadena de la tradición oral y el uso del GPS, también se van el nombre de las puestas. Por lo tanto, tanto pescadores profesionales como aficionados podrían conocer estos enclaves y practicar su forma de subsistencia o una   de sus grandes aficiones.

En tercer lugar, va dirigido a turistas. Muchos turistas recorren diferentes tramos de esta vía costera con la cabeza baja y la mirada fijada en el cemento o en la tierra de las pistas, como si de una competición se tratase, ¡también la ansiedad  y las prisas han llegado a los momentos de ocio y diversión!

Mientras que otros solo disfrutan de los hermosos parajes del entorno del Cabo Peñes, pero desconocen el gran caudal de conocimientos históricos, geográficos, lingüísticos, ganaderos, religiosos, pesqueros… que guardan esos parajes. Además, una vez finalizada la ruta, podrán disfrutar de algunos de estos pexes tan bien preparados en alguno de los varios restaurantes que jalonan la senda costera.

Y para finalizar, podría ser aprovechado por los hosteleros de estos concejos, recordando el famoso caso de las rabas santanderinas, que con el nombre atraen muchos turistas a los restaurantes y bares de El Sardinero, lo mismo se podría hacer en estos concejos, se podrían llevar a cabo las jornadas del llocantaru, nombre asturiano de la zona para referirse al bogavante castellano; o las del pínfano, aguja en castellano.

Conclusión

Solo me queda formular un deseo, que este sea el primero de muchos números de esta revista, que, indudablemente, no van a sustituir a la tradición oral de los pueblos, pero permitirán su conservación para que los más jóvenes puedan profundizar en el conocimiento de la cultura y lengua familiar. Muchas gracias por haberme dejado participar en este primer número de este maravilloso proyecto y, a ustedes por su atención".

Volver a Cristian Longo (esquema de trabayos)

Otros trabayos de Etnografía asturiana

Volver a ÍNDICE de contenidos de la páxina: