Costumbres, tradición, gastronomía, trabajos rurales, vida vaqueira, saber popular
por Xulio Concepción Suárez
 

"Cuando todo parece desmoronarse, bríndate una oportunidad y continúa hacia delante. Buscad siempre el lado positivo de las cosas, aprended de los errores y las experiencias, pensad que siempre, siempre habrá alguien dispuesto a escucharos y, por supuesto, que aquí estamos nosotros, vuestros fans incondicionales que, como ya dije antes, también tuvimos vuestra edad.. Piensa que la mejor cuerda del universo eres tú: cree en ti"
(Jose Álvarez Velasco)

Acto de Graduación, 2009:
IES Benedicto Nieto.
Algunas palabras más relevantes.
Teatro Vital Aza.

 

Texto 1

Extracto de algunos fragmentos
del discuso pronunciado
por Jose Álvarez Velasco
en el Acto de Graduación
del IES Benedicto Nieto,
curso 2008-2009.
Salón de Actos del Teatro Vital Aza.
Pola de Lena.

"...Parece sencillo estar aquí y dirigirme a vosotros en este acontecimiento, pero os aseguro que, además de sentirme orgulloso por ello, también sufro los nervios de esa responsabilidad, ya que represento a nuestro Director D. Ángel Luis González Cañedo, que como ya sabéis no puede estar hoy aquí , como hubiese sido su deseo. Todos le deseamos una pronta recuperación para que vuelva a estar entre nosotros lo antes posible y pueda ver hacerse realidad las obras del centro, muchas veces prometidas y retrasadas, y a las que tanto esfuerzo, tiempo e ilusión ha dedicado.

Este acto en el que todos participamos hoy, no es sino el final de una etapa y el comienzo de otra. Un nuevo camino en el que encontraréis dificultades, tropiezos, alegrías, satisfacción por el trabajo bien hecho, decepciones; en definitiva enfrentarse a la vida misma.

Hoy cerráis una etapa para comenzar otra, otra etapa que vosotros habéis elegido, que debéis afrontar con ilusión, pero también sabiendo que sólo una cosa os ayudará a superarla: el esfuerzo y el trabajo.

Algunos llegaréis a las metas que hoy os tracéis, otros tomareis nuevos caminos que os hagan llegar a metas diferentes, pero lo importante no es el final sino el proceso, llegar con la satisfacción de sentiros realizados, haber madurado como personas y encontrar vuestro sitio en la espiral de la vida sea cual sea vuestra profesión o trabajo.

El acto de hoy es un momento importante porque significa que habéis obtenido o estáis a punto de obtener un título que abre las puertas de vuestro futuro y os permitirá continuar vuestra formación.

No sé si le dais la importancia que tiene, vuestros profesores y vuestros padres sí lo saben y por eso han estado durante estos años pendientes de vosotros, animándoos unas veces, empujándoos otras, e incluso, como ahora decís, rayándoos. Pensad que ha sido únicamente por vuestro bien, para que llegaseis hasta donde ahora estáis.

Todos nosotros también hemos tenido vuestra edad, ilusiones, decepciones, miedos, dudas y esperanzas y os comprendemos mejor de lo que creéis.

Hace mucho tiempo existió un violinista muy famoso llamado Paganini; se decía de él que conseguía obtener sonidos de este instrumento que nadie más podía lograr. Un día, durante uno de sus conciertos, se rompió una cuerda de su violín, pero continuó tocando ante la admiración de la orquesta que le acompañaba y del público. Este hecho volvió a repetirse en dos ocasiones más durante aquel concierto y Paganini terminó arrancando sonidos a su maltrecho violín que ya sólo contaba con una cuerda.

Como supondréis, esta historia tiene una moraleja que, seguro, algunos habréis adivinado. Ante cualquier problema que podáis tener, no todo está perdido, todavía existe una cuerda y es tocando con ella que ejerceréis vuestro talento. Es importante aprender a aceptar que la vida siempre te dejará una última cuerda. Cuando estés desanimado nunca desistas, despierta al Paganini que existe dentro de ti y avanza para vencer. Victoria es el arte de continuar donde los otros resuelven parar.

Cuando todo parece desmoronarse, bríndate una oportunidad y continúa hacia delante. Buscad siempre el lado positivo de las cosas, aprended de los errores y las experiencias, pensad que siempre, siempre habrá alguien dispuesto a escucharos y, por supuesto, que aquí estamos nosotros, vuestros fans incondicionales que, como ya dije antes, también tuvimos vuestra edad.. Piensa que la mejor cuerda del universo eres tú: cree en ti.

Para mí, también es especial este acto, puesto que este año me despido de la Jefatura de Estudios del centro, al que llegué por primera vez hace dos años. Así mismo deciros que hoy no estáis todos los alumnos, falta vuestro compañero de 4º: Carlos Amaro, que nos dejo en este último trimestre después de una larga enfermedad. Su recuerdo permanecerá siempre con nosotros.

Ya sólo me queda daros la enhorabuena, a unos porque ya habéis logrado vuestro tan ansiado título de Graduado en Educación Secundaria o de Bachillerato, y a otros porque lo vais a lograr dentro de poco, en septiembre.

Animo, adelante y no olvidéis que, ante todo, sois personas, buenas personas. Que la educación, la cultura, el respeto, la solidaridad y vuestra formación humana os abrirá puertas a la vida.

Tenéis muchas cualidades y valores y sois el futuro. “Construidlo con ilusión”. Y hoy disfrutad de vuestro merecido descanso"
.

Texto 2

Palabras de Sergio Caballero
en el Acto de Graduación
del IES Benedicto Nieto,
curso 2008-2009 (4º ESO).
Salón de Actos del Teatro Vital Aza.
Pola de Lena

Buenos días:

"Parece que fue ayer cuando estábamos nerviosos y confusos por empezar la ESO; pero, aunque parezca mentira ya han pasado cuatro años. Yo, aún recuerdo aquel año: me acuerdo de la cantidad de gente nueva que conocí, de los profesores que nos enseñaron, de las cosas nuevas que descubrimos… Como olvidar aquellas clases de mates, inglés, soci,… en las que los profesores nos mandaban callar continuamente (aun siguen haciéndolo)

No nos olvidamos de aquellos intercambios de clases que aprovechábamos para hablar. Eso sí, no nos faltaron riñas y castigos…pero aún así, primero de la Eso fue un buen curso. Aquel año nos llevamos alegrías y decepciones, buenas y malas notas, buenos y malos recuerdos…pero lo importante es que conseguimos pasar de curso.

Después de primero de la ESO nos quedaban tres años parecidos en el instituto, conocimos a compañeros y profesores nuevos y maduramos. Es cierto que cada año se fueron endureciendo los estudios pero nosotros supimos adaptarnos a ellos y una prueba de ello es estar hoy aquí.

Nadie dijo que la ESO fuera fácil, pero, con todo lo bueno y lo malo, con sus trabajos, con sus deberes, con sus exámenes, con sus recreos, con sus excursiones… nosotros hemos conseguido sobreponernos y conseguir acabarlo.

Pero hay más vida después de la ESO, y esa vida empezará en Septiembre. Muchos haremos bachiller en el instituto, aunque no todos. Otros harán ciclos formativos o incluso empezaran a trabajar. Aun así, nos veremos y nos hablaremos pero hay una cosa que por muy lejos o por poco que nos veamos siempre quedará y son los recuerdos de estos cuatro años de la ESO.

No puedo irme sin dar las gracias y hacer mención de los profesores que durante estos cuatros años nos han enseñado, educado, aguantado, cuidado,…por ello y otras muchas cosas.
Gracias".

¡Muchas gracia a todos!

Texto 3

Palabras de Pablo Pérez Tirador
en el Acto de Graduación
del IES Benedicto Nieto,
curso 2008-2009 (2º Bachillerato)..
Salón de Actos del Teatro Vital Aza.
Pola de Lena.

Buenos días:

"Me dirijo a todos vosotros en este día tan especial como alumno, pero también como representante de todos mis compañeros que están hoy aquí. Usaré estas palabras, no sólo como despedida, sino también como agradecimiento a las personas que todos estos años han estado a nuestro lado y, sabiéndolo o no, nos han influido en muy gran medida.

Recuerdo muy bien el primer contacto con el Instituto. Nos llevaron los profesores de primaria a verlo, cuando aún estábamos en Sexto. Allí nos enseñaron cada rincón de este centro, ahora familiar, pero entonces extraño. Entonces llegó el momento: en septiembre llegamos por primera vez a clase en la ESO. Conocimos nuevos compañeros y nuevos profesores. Ahí empezó nuestra andadura en el Benedicto Nieto que concluye hoy en este teatro.

Durante todos estos años hemos vivido una infinidad de experiencias distintas: nuevos profesores, nuevos compañeros, nuevos amigos, gente de otras zonas de España e, incluso, de otros países de Europa y América. Llegada de nuevos alumnos y marcha de viejos colegas. Diferentes formas de pensar, de sentir y de esforzarse nos han ido ocurriendo todos estos años. Dice el refrán “Cada maestrillo tiene su librillo”, y esto ha sido para nosotros una verdad incuestionable si contamos la cantidad de profesores que han pasado por nuestras aulas (y nosotros por las suyas).

Con todo hemos ido madurando. No olvidemos que la adolescencia ha dejado huella en nosotros y en todo aquello que se nos ha puesto por delante. Pero me estoy refiriendo también a que nos hemos vuelto cada vez más adultos: aunque no nos diéramos cuenta nuestras responsabilidades y nuestra autonomía fueron aumentando a medida que avanzaron los cursos, hasta el punto de enfrentarnos a una separación como esta.

Tras acabar la ESO en Cuarto, nos vimos obligados a escoger, como los compañeros que se encuentran ahora aquí, ni más ni menos que nuestro futuro. Y así vimos cómo unos escogieron trabajar inmediatamente, otros se fueron a Ciclos de Formación Profesional y finalmente, los hubo que escogieron hacer un Bachillerato (en Mieres o en Pola).

Y nos metimos de lleno en una enseñanza distinta, el Bachillerato, la verdad, más difícil que lo que conocíamos, pero en la que hemos sabido defendernos con esfuerzo y dedicación. Han sido dos años enriquecedores, que creo recordaremos toda nuestra vida, en los que hemos comprendido los valores de la tolerancia y la actitud sosegada ante lo nuevo, y realmente, creo que nos hemos hecho cada vez más conscientes de lo que supone el esfuerzo y el futuro, alcanzando una mayor madurez o responsabilidad sobre nosotros mismos.

Y llegamos ya al momento actual. Después de haber pasado por la PAU, ya nada queda de este, nuestro último curso, que estamos aquí para despedir.

No quiero acabar sin antes agradecer a nuestros padres, compañeros, y en particular a nuestros amigos, y a todos los profesores que durante tanto tiempo han estado a nuestro lado acompañándonos, ayudándonos, enseñándonos y, también aprendiendo de nosotros, a los que debemos el ser como somos y el estar hoy aquí. Gracias también a todos los que nos han acompañado en el teatro esta mañana.

Por último, no quiero pensar en este acto como triste despedida, sino como señal de un nuevo futuro, lleno de dicha, al que todos hemos de mirar a partir de ahora aunque recordemos los tiempos pasados. Como dice Machado:

Todo pasa y todo queda
pero lo nuestro es pasar,
pasar haciendo caminos,
caminos sobre la mar "


Y un final del Acto con la versión musical francesa
de Pedro y el lobo

Volver a ÍNDICE general de contenidos de la página

Pasar a la Esquisa literaria lenense